Un balance sobre el FIB

Vamos a tomarnos esto un poco más serios y analizar un poco como ha estado esta edición del festival.

El FIB se mantiene en forma


Según la organización la asistencia total ha sido de 120.000 personas, una media de 30.000 al día, hasta aquí todo en la linea de lo esperado, sin embargo en cuanto a nacionalidades las cosas cambian. Este año la asistencia nacional ha llegado al 40% y eso se ha notado, uno de los FIBs en los que mas español hemnos podido hablar.
Con estas cifras era inevitable cumplir la tradición anual y anunciar las fechas de la próxima edición, que tendrá lugar del 16 al 19 de julio del 2015.

Buen ambiente

Como cada año nos dedicamos a esquivar ingleses borrachos de un escenario a otro y como siempre estos presumían de una educación que ojalá compartiera el público español. Todo muy normal hasta ahora, sin embargo nos sorprendió a todos el gran numero de familias con crios que en muchos casos podían confundirse con padres de gran parte del público extranjero, cuya edad no superaba los 20 en muchos casos.
Nos vamos del festival con muy buen sabor de boca, sin ningún altercado especialmente destacable dejando un pequeño robo en zona de trabajadores (por ladrones locales ajenos al festival). No nos cansaremos de decir que pese a la fama, el FIB es uno de los festivales mas tranquilos y con buen rollo del país.





Los grupos

¡No es indi ni moderneo! Por eso nos alegramos y nos lo pasamos en grande, ya tendremos el 90% de los demás repitiendo cartel.
Pese a esto el cartel supo dar la talla y quizás el causante de que se notase algún bajón fue el mismo público, el cual en algunos casos no dio oportunidades a grupos que no conocían. El FIB es comercial y por eso se llama festival internacional, no independiente. Sabemos que a todos esos fans locos de LOL, Izal o Vetusta os duele en el alma no tener a Miss Caffeina, Varry Brava o Lori Meyers abriendoos la noche, pero lo sentimos, los fibers tampoco querían ver a Mucho en el principal y se tuvieron que aguantar.
Este año el festival ha asegurado la fiesta en el recinto, fuera de modas de un año, nombres consolidados y que todos sabíamos que nos harían bailar y tirar la cerveza en el intento. Cada uno tendrá sus gustos pero sin duda son conciertos que si quieres puedes apreciar y disfrutar, puede que no el de The Libertines, el cual vimos como se iba vaciando con la cabeza baja. Menos mal que antes tuvimos a Lily Allen.

Esa zona para los Very Important


Como nuestra casa, llegábamos los primeros y nos tumbábamos en el sitio mas apetecible que viésemos cerca a bebernos un Red Bull, porque eso si, o los bebíamos pronto o venían los compañeros de Radio 3 a llenar una bolsa de basura (corría el rumor) y dejarnos con muchas botellas de agua.
La mejor zona del FIB sin duda, cómoda y muy bien decorada, con pantallas repartidas por el recinto y barras de sobra.
Bastante llena desde que el sol empezaba a ponerse hasta el cierre y con toda clase de personas bebiendo como locos. Un sitio genial en el que puedes tener sentado al lado a Travis mientras Pete Doherty compra tickets y Telegram juegan al Ping Pong (que vicio tenían los jodios!). Una de esas zonas que realmente pueden considerarse VIPs y por algo la entrada suele rondar los 350€.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.