Juego de Spoilers (No apto para almas sensibles)

Después de un mes de espera, por fin ha vuelto Juego de Tronos y estamos que no podemos con nuestra vida y con nuestras cosas de la emoción que nos embarga al haberlo visto.

Anteriormente en Juego de tronos -porque con tanto tiempo de espera cuesta acordarse de qué pasó-:
Nos dejaron con unos fanáticos que actúan en nombre de La Fe de los Siete y pretenden derrocar a Danyerys y restaurar el sistema esclavista. Y en Desembarco del Rey, Los hijos de la Arpía son también fanáticos pero estos son un movimiento que quiere deshacerse del sistema vigente que consideran decadente e impuro y con los cuales Cersei se alía para fortalecer su posición ante Margaery. Y por último el momento en que Melissandre le dice a Jon Snow «No sabes nada Jon Snow» me dio un repelús que no sabía si vomitar o morirme muerta.

Bueno, ahora que sabéis a grandes rasgos donde dejamos a los habitantes de los 7 reinos ha llegado el momento de ponerse con el quinto capítulo se llama Kill the boy (Mata al niño)

Empezamos con una barbacoa para dragones que te deja hiperventilando como si no hubiera un mañana. La razón es que unos locos de la almendra han matado a Ser Barristan el yayo leal y consejero de Danyerys. Todo apunta a que se trata de un complot de los antiguos amos que no llevan bien eso de que los esclavos tengan el mismo estatus social que ellos. Entonces la «Panto» (que ante todo es madre, de ahí el mote) de los 7 reinos saca a la petarda que lleva dentro y suelta «¡Mis niños ya tienen merienda!»
Luego sigue con Missandei velando al malherido de Grey Worm durante tres días. Y cuando el se despierta le da la triste noticia de Ser Barristan. El comandante de los Inmaculados se lo toma fatal porque admiraba al yayo consejero. Pero sobre todo se siente culpable por temer a la muerte y le confiesa a Missandei que ese temor es porque le inquieta la idea de no poder verla nunca más. Esta escena no es que sea muy relevante, pero si no te emocionas es que estás muerto por dentro.
Danyerys aún depre por la muerte de Ser yayo consejero sabe que debe seguir adelante para que la ciudad de Meereen no la tire pirámide abajo. Para ello le pide a Missandei que la aconseje y esta que es más lista que todas las cosas le dice » No sé si puedo aconsejaros, pero sí sé lo que veo. Os he visto escuchar a vuestros consejeros cuando no teníais suficiente conocimiento. Y os he visto ignorarlos cuando sabíais que existía una mejor opción que sólo vos veíais». Para no saber nada, la muchacha sabe mucho.
Ahora pasemos al Muro, donde Jon Snow -ahora Lord Comandante- está preparándose junto a la Guardia de la noche y a Stannis Baratheon para enfrentarse a los Caminantes Blancos (los zombies criogenizados de los 7 reinos) y para recuperar Ivernalia. Jon recurre al viejo Aemón para que le aconseje y el hombre le suelta una frase lapidaria que le hace cobrar valor. Es la siguiente «Mata al chico y deja que nazca el hombre. Ellos ya te odian, eso no debe impedir que hagas lo que debe hacerse». Así que se alía y libera al nuevo líder de los Salvajes del norte para luchar contra los Caminantes Blancos.
Mientras en Ivernalia, los Bolton se preparan para recibir a Stannis. Aunque Ramsay está bastante nervioso porque le acaban de dar la «feliz» noticia de que tendrá un hermanito. Ello no impide que fastidie a Sansa haciendo que esta se reencuentre con Theon -ahora Rick- y éste se disculpe por matar a parte de los «Stark Brothers» por orden de Ramsay.
Por suerte para Sansa, Brienne de Tarth le hace saber a través de los sirvientes, leales a la casa de los Stark, que no está sola aunque Meñique la haya abandonado.
Después tenemos a Ser Jorah y a Tyrion Lannister por tierras Valyrias de camino a Meeren. Todo parece más o menos tranquilo, hablando de lo bonita y maravillosa que era esta ciudad hasta que aparece Drogón sobrevolando los cielos y luego son atacados por los Hombres de Piedra, los zombies autóctonos de la zona que si te tocan aunque sea un poquito, con sólo rozarte ya te vuelves como ellos. 
Se enzarzan en la lucha por sobrevivir y nuestro Lannister favorito se cae por la borda atado de pies. Lo cual nos provoca otro ataque de ansiedad importante. Por suerte Ser Jorah lo salva y lo suelta haciendo patente «el inicio de una bonita amistad» que ríete tú de Casablanca.  Por desgracia nos dejan con un giro sorprendente, ha Ser Jorah lo han tocado los zombies Valyrios.
Alucinando plastidecor nos quedamos todos y todas con el destino de el Pagafantas de los 7 reinos. Eso es así y lo sabes.
Y como colofón final para que ya la noche de insomnio sea completa. Cuando pensábamos que Danyerys ya tenía el menú semanal para sus «niños» solucionado. La tía va y decide que la opción alternativa para conseguir que los ciudadanos de Meeren confíen en ella es casarse con uno de los representantes de la familia de los antiguos amos. Se ve que la frase Valar Morghulis también sirve para conquistar a una chica.
Y así nos quedamos hasta la semana que viene, esperemos que a partir de ahora los capítulos salgan semana a semana y no nos vuelvan a hacer esperar un mes con una incertidumbre poco sana. 
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.