La fiesta del esperado quinto disco de La Pegatina

 

El asombroso mestizaje que rodea a La Pegatina está marcado en sus canciones, en su personalidad y en su forma de hacer y exhibir la música. Han recorrido más de 20 países, los festivales más conocidos de toda Europa cuentan con sus actuaciones y es que son realmente geniales.El jueves pasado en la Joy Eslava tuvimos una cita con los rumberos catalanes para que nos deleitaran con su show y nos presentaran en directo su reciente quinto disco: Revulsiu.

El septeto apareció en escena con su característico entusiasmo y ritmo rumbero en las venas e inició su fiesta con confeti.
En la mayoría de sus actuaciones siguen la línea de mezclar canciones de todos sus discos con los nuevos y, por otro lado, la estructura del repertorio que tocan es muy similar. Esto es algo que realmente les funciona y forma parte de su espectáculo ya que sus temas contagiosos y dinámicos, provocan que los seguidores mantengan el ritmo de la fiesta hasta el final y no decaiga la euforia.
El único dilema quizá fue el espacio. Habituados a tocar en grandes festivales y permitir que la extensión del lugar alcancanzase a movimientos, bailes, saltos, ajetreo y mucha actividad; esta vez en la Joy hubo que distribuirse para trasladar el mismo alboroto a una sala cerrada.
La intro fue un remix de las habituales Muérdeme, Lerei y Ni Chicha ni limoná, del disco nuevo Revulsiu. Cada uno de los componentes del grupo tuvieron su momento de notoriedad, siendo Román, su acordeón y La Voisine, el más popular de todos.
Sonaron muchas, más de 30 de sus conocidos temas de Al Carrer! (2007), Via Mandarina (2009), Xapomelön (2011) y Eureka! (2013).

Además de su último disco también han publicado un dvd-documental en el que recogen momentos, conciertos y anécdotas en sus 10 años de carrera. Una chica a la que animaron a subir al escenario y «competir» con Axel Magnani (trompeta), se llevó uno de regalo y después continuaron con la juerga: Como explicarte, Lacon con grelos, Miranda, Non è facile, el curandero…
Olivia y MariCarmen, que no se pierden una, también aparecieron por la juerga en forma de canción animando el cotarro junto a Tuli (el productor artístico).

La baza de estos chicos es que siempre consiguen crear una magnífica conexión con el público; Román estaba esperando ansioso toda la noche para tirarse en brazos de sus fans y ser elevado por la pista; después de la ovación y despedida en el escenario, no dudó en hacerlo.
El final grandioso lo pusieron con una batucada improvisada entre la multitud en medio de la pista de la Joy Eslava.
La Pegatina son los reyes del buen rollismo, del color, de la alegría y el entusiasmo. Ostentan el don de convertir sus actuaciones en auténticas verbenas y fiestas.

 

«Quien la sigue la consigue, y la Pegatina suma y sigue…» 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.