Manel: set y partido en Vigo

Comencemos directos y sin paños calientes: ¿qué tipo de tara mental te lleva a un concierto para lanzar una lata de cerveza al cantante del grupo tras la primera canción? Porque así comenzó el concierto de Manel en la Sala Master de Vigo el pasado viernes, con una lata de cerveza aterrizando contra el cuerpo de Guillem Gisbert mientras sonaban las notas finales de ‘Les Cosines‘. Desde Hipsterian Circus dejamos claro que ese tipo de personajes, ya que no logran el título de personas ni de animales de compañía, no tienen sitio en nuestros conciertos porque una cosa es un pogo donde todos disfrutemos y nos lo pasamos bien y otra cosa diferente es hacer el gañan e importunar al resto de los presentes y a los artistas que están trabajando.

Pero dejemos a un lado las estupideces de algunos y centrémonos en la música porque a eso hemos venido. Manel llegaba por segunda vez en su carrera a Vigo para presentar su último trabajo «Jo Competeixo«, un disco que los aleja en gran medida de aquel folk melodico al que nos tenían acostumbrados. Un concierto que se abría de igual manera que lo hace su último trabajo, con ‘Les Cosines‘ y que continuaba con ‘BBVA‘ pero Gisbert avisaba «venimos a presentar nuestro último trabajo pero no solo tocaremos temas de él«. Y esa vuelta al pasado no tardó en llegar: sonaba ‘Desapareixíem Lentament‘ y con ella volvíamos a aquel maravilloso «Atletes, Baixin de l’Escenari«. Navegamos por ese sonido tan Manel de la manos de ‘Ai, Yoko‘ y regresamos a «Jo Competeixo» con ‘Temptacions de Collserola‘ donde Gisbert nos explicaba que debemos que tener claro que un día el diablo aparecerá en lo alto de una montaña (y que Collserolla rima mucho mejor que Montjuic).

Canço del Dubte‘ dio paso al primer subidón de energía de la mano de ‘Boomerang‘ dejando claro que Manel es en una de las bandas más polivalentes del territorio nacional, una banda capaz de inventar coreografías de lo más naïf y al instante siguiente interpretar un emocionante como ‘Mort d’un Heroi Romàntic‘.

Pero ‘Boomerang‘ no fue el único tema de «10 Milles per Veure una Bona Armadura» ya que también podríamos disfrutar ‘Criticarem les Noves Modes de Pentinats‘, un tema que nos invita a proyectarnos en un hipotético futuro al que un día nos tendremos que enfrentar. Y esa vuelta al pasado no estaría completa si no revisásemos aquel prometedor debut titulado «Els Millors Professors Europeus» y como no podía ser de otra manera lo hicimos con aquel primer hit titulado ‘Ai, Dolors‘ y con ese «un-dos-tres, un-dos-tres cha-cha-chà» nos lanzamos a ‘La Serotonia‘ cerrando así el círculo.

Tras ‘Ai, Dolors‘ y ‘La Serotonia‘ la continuación fue lógica: ‘Al Mar‘ y ‘Benvolgut‘ ahora sí, el pasado de la banda se daba la mano con el presente de la misma para convertir el concierto en una autentica fiesta que continuaba incluso cuando la banda había abandonado el escenario. Minutos después Guillem Gisbert, Martí Maymó, Roger Padilla y Arnau Vallvé regresaban al escenario para interpretar ‘Jo Competeixo‘ para de nuevo abandonarlo pero de nuevo regresar; y es que en gran concierto merece un gran fin de fiesta que llegó de la mano de ‘Teresa Rampell‘ y ‘Sabotatge‘ que ponía la guinda a un gran pastel que demostraba que la música no entiende de idiomas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.