Los himnos de Vetusta Morla en distintos lugares

“No todos los lugares de los que uno se va se pausan”. Es una frase que acabo de rescatar de mi colección particular de frases guardadas, y cuando la he leído y he recordado el concierto de Vetusta Morla que tuvo lugar en Gijón algo se ha conectado. Supongo que eso es de lo que trata cada concierto de la banda madrileña. Supongo que es eso de lo que trata esta gira de “Mismo Sitio, Distinto Lugar” .

Por cada ciudad que pisan en esta gira, cada concierto cuenta con el anuncio de sold out en la venta de entradas. Destacado es el concierto que la banda ofreció en Madrid en el pasado mes de junio, en la explanada de la Caja Mágica, donde se concentraron 38.000 almas para corear todas sus canciones.

En esta ocasión, en Gijón, el concierto tuvo lugar en un lugar más reducido, Parque Hermanos Castro, donde se lleva celebrando un ciclo de concierto desde principios de Julio, el Gijón Life. Desplazarnos hasta la encantadora ciudad de Gijón tiene la ventaja de disfrutar de un concierto de Vetusta Morla sin aglomeraciones, un ambiente educado, y con la capacidad de movimiento por todo el recinto sin necesidad de agobios. Es la ventaja de salir de ciudades grandes y elegir otra ciudad donde la banda haga parada en su gira.

Alguien que haya repetido concierto dentro de esta gira se encontrará con un repertorio muy similar. Un total de 25 canciones que dan para 2 horas de concierto, aproximadamente. Un repertorio que incluye las diez canciones que forman su último disco y que, además, cuenta con las canciones de sus anteriores discos, algunas de ellas convertidas en himnos de la banda.

De manera puntual los artistas se presentaban sobre el escenario para dar comienzo. El pulso de un teclado daba paso a ‘Mismo Sitio, Distinto Lugar’ que ya se hacía escuchar por los altavoces. “Hay un sitio para cada lugar” reza parte de la letra de la canción, una frase que conecta directamente con la filosofía que se defiende en este nuevo disco que sigue sonando a Vetusta Morla contando con las grandes sonoridades y texturas que te encuentras en cada tema.

Continuaríamos en esta primera parte del concierto con canciones de su último trabajo (‘Deséame Suerte’‘El Discurso del Rey’‘Palmeras en La Mancha’), y entre las que se colarían canciones antiguas como ‘Pirómanos’‘Maldita Dulzura’ y ‘Copenhague’, entre otras. Si los Vetustos ya han conectado con el público en sus primeras canciones, regresar a estos temas supone reafirmar esa conexión que está ahí gira tras gira. Y en cada escucha nos volvemos a dejar hasta el último soplo de aliento coreando sus letras.

Si en el plano musical podemos afirmar de sus nuevas letras la riqueza con la que cuentan, sobre todo en sus arreglos, y el precisismo en la producción, también se debe comentar la excelente escenografía que les está acompañando en esta gira. Las luces unidas a las imágenes que se reflejan en el fondo del escenario hacen que el show sea envolvente. (De manera extra musical: al comienzo del concierto se vio reflejado un lema de Sólo SÍ es SÍ“).

Las canciones seguirían sucediéndose, con un público entregado en cada uno de ellas, sin querer ver el momento final del concierto. Tras el bis serían tres temas más. El primero de ellos la que, a mi parecer, es una auténtica joya: ‘Consejo de Sabios’. Es un tema que es calma, sosiego con su melódica, y que tiene una segunda parte que rompe con esta calmaUn tema de doble filo.

La penúltima canción sería ‘El Hombre del Saco’, tema que en su momento supuso una revelación en contra de permanecer como títeres de quiénes mueven arriba los hilos, ya sea aplicado a un tema político, económica, o del propio sistema en general.

Y con ‘Los Días Raros’ se daría por finalizado este extraordinario concierto. Una canción que conectó conmigo desde su primera escucha, y que me sigue emocionando en cada concierto que la escucho. Tal vez esa existe un hilo de ariadna entre esta canción y Consejo de Sabios y por ello sean dos de mis temas imprescindibles en cualquier lista de reproducción.

“Hay un himno para cada final” es otra frase que pertenece a la canción que abría este repertorio, y no puedo estar más de acuerdo con ella. Vetusta Morla es una banda que cuenta con ese himno para cada concierto, para cada ciudad, para cada momento, y en todos ellos te sientes como la primera vez. Como banda se reivindican y se reúnen en cada largo que publican. Al igual que ocurre con una conocida bebida refrescante, la fórmula de Vetusta es secreta, y seguramente más de uno quisiera saber cuál es el ingrediente mágico. De momento, que siga siendo secreta y que nos sigan deleitando con tales directos tan necesarios.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.