Así sonó Paredes de Coura 2019 (Día 1)

Algo tiene el Vodafone Paredes de Coura que nos obliga a peregrinar a esta pequeña localidad portuguesa año tras año. No somos los únicos a los que le sucede, y en esta edición de 2019 el festival ha colgado el sold-out en cada uno de sus días consolidándose así como uno de los referentes culturales, ya no del norte de Portugal sino de la Península, y es que en ocasiones parece que la pequeña localidad lusa ha sido tomada por hordas de españoles que ha decidido recorrer sus calles y tumbarse al sol en el anfiteatro de la Praia Fluvial do Taboão.

Vodafone Paredes de Coura es un festival fascinante capaz de combinar el mundo rural con música de primer orden conformando un cartel realmente atractivo en el que en esta edición sobresalían los nombres de Patti Smith, New Order, The National, Father John Misty o Suede pero en el que teníamos muy claro que en su interior escondería nuevos grupos que descubrir. Así que sin más excusas decidimos cruzar la frontera y disfrutar del miércoles en el Taboão.

Cuentan las crónicas que el primer día de Paredes de Coura es el más relajado, por decirlo de alguna manera el miércoles tiende a ser como un pequeño calentamiento para lo que está por llegar. Bien, pues esto es una mera conjetura más aún cuando los encargados de abrir el festival son los lusos Bed Legs. Llegados desde la vecina Braga fueron los encargados de romper un año de silencio en Paredes de Coura, sin duda esto será un hito histórico para la banda conscientes de ello los liderados por Fernando Fernandes decidieron salir a comerse el festival.

Una actitud canalla, guitarras afiladas y muchas ganas de divertir y divertirse. Bed Legs salieron a ganar y tanto que lo hicieron. Su rock caló entre el público y las sonrisas daban buena muestra del gran concierto que ofrecieron los portugueses quienes dejaban realmente alto el listón para la australiana Julia Jacklin. Jacklin recalaba en el festival desde Sydney con una propuesta diametralmente opuesta a los lusos. Pop de corte intimista y de dulce factura que nos cogió a pie cambiado tras llegar de Bed Legs.

Tras Julia Jacklin, los brasileños Boogarins recalaban en Paredes de Coura para presentar su último trabajo “Sombrou Dúvida”, un álbum en el que se alejan de la psicodelia a la que nos tenían acostumbrados para avanzar por caminos mucho más pop, jazz y experimentales. Sin duda, una propuesta arriesgada que partió al festival: parte de los asistentes decidió tomar entonces la zona de restauración mientras otro tanto decidía disfrutar del concierto sentados en la ladera del festival.

El reloj pasaba de las 23.00 horas cuando Parcels tomaban el escenario. Un bodegón que más que por Zurbarán podría haber sido pintado por mi madre, presidía el escenario Vodafone. En ese momento, cinco chavales con cara de incredulidad y sonrisas nerviosas se asomaban al escenario. Hablar de la música de Parcels es hablar de mil y una referencias, hacerlos del funky, de los Bee Gees, del soul, del pop o incluso de Daft Punk pero sobre todo es hablar de diversión.

La propuesta de los australianos bebe de mil fuentes pero se torna en un cóctel de melodías pegadizas y bailables (maravilloso el guiño a los Talking Heads) cargadas de energía y mucha diversión. Unos temas que engancharon a las 26000 personas que en ese momento llenaban la Playa Fluvial do Taboão a la espera de The National y que por un momento olvidaron a los americanos para centrarse en las sonrisas perennes de los Parcels. Una actitud de lujo y un sonido perfecto dejaban el listón realmente alto. 

Lo más lógico en este momento sería escribir algo como “con la llegada de The National se completó una gran noche en Paredes de Coura” pero no sería verdad. The National estuvieron bien, muy bien si obviamos un par de desajustes en la voz de Matt Berninger, que se encuentra en estado de gracia en ese punto exacto en el que puedes lanzar la copa que te estás bebiendo al público para más tarde recorrer las primeras filas del festival entre abrazos. Sí, no es el frontman más ortodoxo pero suple cada una de sus carencias con una cantidad desbordante de carisma. 

Los estadounidenses regresaban a Paredes de Coura 14 años después, Berninger no tardaba en recordar que fue allí cuando conoció a Nick Cave (y que no le había caído en gracia), y lo hacían como cabeza de cartel de este primer día. Los lloros y las caras de emoción de la primera fila así lo reflejaban: en ellas encontrábamos a quienes estaban allí en aquella primera visita y a una nueva horda de seguidores que a lo largo de estos años ha ido cosechando la banda. Mezcla de intimismo y pop los de Ohio fueron de menos a más, sinceramente incluso ‘Mr. November’ no sonó a ‘Mr. November’, los personajes quedaron a un lado y aparecieron los músicos para salvar un concierto que hasta el momento estaba siendo, como mínimo, decepcionante. Y tanto que lo salvaron, ya no solo por ese hit titulado ‘About Today’, sonaban explendodosas ‘Where is her Head’ o ‘Terrible You’ demostrando que The National son una apuesta segura. 

Mención aparte merece ‘Vanderlyle Crybaby Geeks’, canción con la que se cerró el concierto, y que el público hizo propia ante el asombro y la estupefacción del propio Matt. Quizás en un concierto tan medido y estudiado este hecho se convirtió en el gran acto de verdad. 

Pero ¿han sido The National los grandes triunfadores del primer día en Paredes de Coura? Pues sentimos decirte, a ti que tanto te gustan, que no su concierto, el más esperado de la noche, tuvo el hándicap de ser programado entre Parcels y Kokoko!, dos propuestas cargadas de energía que chocaban con la linealidad de los estadounidenses y que los colocaban en un segundo lugar, cerca sí pero detrás, de una apisonadora llegada desde las antípodas.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.